6 tips sencillos para regresar de viaje sin "exceso de equipaje"

>> martes, 27 de julio de 2010


Seguramente ya tienes todo preparado para salir de viaje por el feriado de 28 de Julio, pero es muy probable que te hayas olvidado de una cosa muy importante, y no creo que sea tu pasaporte, ropa, billetera, documentos personales, ni nada parecido...

Lo que normalmente no preparamos con anticipación, es nuestro plan de alimentación para estos días.

Debido a esta falta de preparación es que, sin importar el tipo de viaje, muchas personas regresan con "exceso de equipaje"... y no me refiero a las maletas.

Pero, ¿por qué pasa esto?

Sencillo...

Cuando salimos de viaje, los horarios se descuadran.  Nos saltamos comidas (caseras) y las reemplazamos por lo que encontramos.  Y lo que normalmente encontramos, no es saludable.

Esto puede hacer que después de pasar unas excelentes vacaciones, se tenga que lidiar con el estrés de tener que bajar el sobrepeso ganado o de regresar nuestro sistema digestivo a su rutina habitual.

Si no quieres que este sea TU caso, entonces lee más abajo estas 5 recomendaciones sencillas...

1.  Trata de mantener, dentro de lo posible, tus hábitos normales de alimentación

La idea es tratar de comer de la manera en que siempre comes y en los horarios en que normalmente comes.

Esto no es muy fácil de hacer en la práctica, pero igual no hace daño tratar.

2.  Lleva contigo snacks saludables

En vacaciones normalmente pasamos mucho tiempo afuera, caminando, manejando, conociendo, comprando, etc.  Tratamos de aprovechar el día al máximo y, por lo tanto, estamos expuestos a opciones de comidas rápidas, pero no muy saludables.

Lo bueno es que podemos evitar estas calorías innecesarias sin que nos quite mucho tiempo, cargando unos sándwiches en pan integral, para un almuerzo rápido, y llevando snacks saludables.

Snacks como: un poco de fruta, un puñado de almendras o maní, unos cuántos huevos duros, o barritas de proteína / cereales (bajas en azúcar), son alternativas rápidas y saludables.  Opciones de alimentos que contienen proteína son excelentes, porque te ayudan a mantener el hambre bajo control.

3.  Toma agua

Es importante mantenerse hidratado siempre, pero especialmente en climas calurosos o en ambientes con aire acondicionado.

En un avión, por ejemplo, es recomendable tomar un vaso de agua por hora que pasamos volando.

4.  Camina

Toma en cuenta que mientras estás sentado en el carro, tren o avión, no estás quemando muchas calorías.

Si estás esperando en el aeropuerto, por ejemplo, en vez de quedarte esperando en la sala de embarque o en algún restaurante, ¡camina!  Esto te ayudará a compensar las calorías extras del viaje.

5.  Ten cuidado con los desayunos de hotel

Estos desayunos por lo general están incluidos en el precio de la estadía y son potencialmente peligrosos...

En primer lugar, porque estos desayunos están cargados de harina, grasa y azúcar, con lo que fácilmente se podría copar la mitad del requerimiento de calorías para todo el día.

En segundo lugar, porque cuando la comida está incluida en el paquete de viaje, tendemos a comer (y tomar) demás.

Con respecto a este tema, hay un par de salidas:

a)  Ir al supermercado local, comprar comida saludable para el desayuno y usar el mini bar de la habitación para guardar las cosas.  Puedes comprar yogurt o leche descremada, cereales integrales, fruta, etc. y tomar un desayuno saludable en tu habitación.

b)  Controlar la porción del desayuno.  En vez de servirte un poco y pararte varias veces, sírvete sólo un plato con la cantidad de comida que normalmente comerías en tu casa y opta por las comidas más nutritivas como, por ejemplo: huevos revueltos, fruta, yogurt o leche descremada, cereales integrales, etc.

6.  No salgas de tu casa u hotel con el estómago vacío

Si haces esto, lo más probable es que cualquier cosa te provoque y tengas que hacer paradas no planificadas en restaurantes o kioskos de comida rápida.

Siempre come algo antes de salir y, regresando al punto 2, carga contigo snacks saludables para tener durante el día.  Con esto no sólo controlarás tus calorías, sino que también tendrás más tiempo para aprovechar lo que estás haciendo.

*************************

Muchas personas piensan que salir de vacaciones significa, también, salir de vacaciones de sus regímenes alimenticios, y esto no es así o, por lo menos, no debería serlo.  La idea no es privarse de todo lo que nos gusta, sino tratar de tomar decisiones más inteligentes sobre lo que comemos, para mantener una buena salud.

Siguiendo estos 6 tips sencillos, puedes ayudar a tu cuerpo a funcionar de manera óptima, tener más energía y aprovechar al máximo tu viaje, sin causarte desarreglos digestivos ni sobrepeso.

*************************

Cuéntanos si tienes algún tip para ayudarte a mantener tu peso cuando sales de viaje.  Puedes dejar un comentario haciendo clic en cualquiera de los botones para comentar o compartir, situados en las barras de arriba y de abajo.

¡Buen viaje!


[Foto: Sleeping Beauty's Castle by Andrew Schmidt]

Publicar un comentario

Artículos sobre cómo mejorar tu nutrición

Suscríbete a través de un lector de canales

Recibe los últimos artículo en tu correo electrónico

Ingresa tu email:

Enviado por FeedBurner

Translate This Blog

La información en este blog está publicada con fines netamente informativos y no pretende sustituir el consejo de tu doctor.

.

  © Blogger template Simple n' Sweet by Ourblogtemplates.com 2009

Back to TOP